«FELICIDAD CLANDESTINA», por Clarice Lispector

Una historia cortita de esos enojos de chicos y chicas, de pequeñas envidias. Y el pacer de niño por haberse salido con la suya.